Filtre de recerca
Etiquetes
Etiquetes
Vés enrere

FCC gana dos concursos para la recogida neumática de residuos por 26 millones de euros

05/02/2008

FCC gana dos concursos para la recogida neumática de residuos por 26 millones de euros

  • En el entorno de la Estación del Ave de Zaragoza
  • En el casco antiguo de Pamplona

 

La Mancomunidad de la Comarca de Pamplona y la sociedad Zaragoza Alta Velocidad han adjudicado a FCC la recogida neumática de dos zonas de estas ciudades. FCC efectúa en Pamplona la recogida convencional de basuras desde 1985 y en Zaragoza presta el mismo servicio de forma ininterrumpida desde el año 1940.

En Pamplona el proyecto de instalación y explotación del sistema de neumática de residuos se implantará en el casco histórico de la capital navarra, por un importe de unos 20 millones de euros.

El sistema contará con una central de recogida a la que llegarán los residuos depositados en 54 puntos de vertidos instalados en las calles del casco antiguo de la ciudad que serán transportados por unos cinco kilómetros y medio de tuberías hasta la central de recogida de neumática.

Cada contenedor dispondrá de un buzón personalizado con un motivo del casco histórico de Pamplona, que se utilizarán para separar las basuras orgánicas, los envases, el papel y el cartón. El equipamiento cumplirá con todas las medidas técnicas para que puedan ser usadas por personas con discapacidades físicas y visuales.

En Zaragoza FCC realizará la ejecución de las obras del sistema de recogida de residuos sólidos en la urbanización del entorno de la Estación Intermodal de Delicias, en Zaragoza, por un importe de más 5,8 millones de euros. En este lugar se va a construir un nuevo barrio situado en pleno corazón de la ciudad, proyecto conocido oficialmente como Milla Digital y más popularmente como barrio del AVE.

El sistema está formado por varios buzones para el vertido de las fracciones de envase ligero y resto, distribuidos convenientemente por el barrio. Contará con una red de tuberías de transporte de más de siete kilómetros que conectará los buzones de vertido con la central de recogida y permitirá el transporte de basura arrastrada por una corriente de aire.

La central de recogida será un edificio semienterrado, situada al noroeste de la Estación de Delicias, entre las vías del tren y el actual trazado de la AP-68 donde estarán situados los turboextractores, los contenedores, el centro de transformación y la sala de control. Aquí se compactarán los residuos por separado en contenedores para su posterior traslado al gestor apropiado. Por último se construirán 42 áreas de aportación con contenedores soterrados para la recogida selectiva de cartón y vidrio.

Este sistema de recogida de residuos aportará a los vecinos de ambas ciudades una serie de ventajas respecto al tradicional, como minimización de ruidos y de olores, al permanecer soterrada la basura; eliminación de los problemas de tráfico, al evitar el tránsito de camiones entre ubicaciones de contenedores; buena integración ambiental y paisajística en el entorno; y mayor higiene para el usuario en la manipulación de residuos, entre otras.